Left Continuar la compra
Pedido

Su carrito actualmente está vacío.

Quizá te interese
$ 33300
Mostrar opciones
$ 99900 $ 1,09900
Envío gratis en pedidos mayores a $900 MXN.
Aplican restricciones.

Cold Brew Almanegra

El café, a lo largo de los siglos, ha sido mucho más que una simple bebida. Es una experiencia cultural que ha atravesado continentes y épocas, adaptándose a los gustos y necesidades de cada generación. Uno de los exponentes más fascinantes de esta evolución es el cold brew del que hemos sido pioneros en México y reconocidos por ello.

Se cree comúnmente que el cold brew tiene sus raíces en Japón, pero su verdadera historia se remonta a la República Holandesa de los siglos XVI y XVII. Durante este periodo, el Imperio Otomano tenía el monopolio del comercio de café. Fueron los comerciantes holandeses quienes, desafiando esta prohibición, contrabandearon arbustos de café que luego serían cultivados en Ceilán, extendiéndose por toda Asia.

Aquí es donde Holanda y Japón se cruzan en la historia del café. En los barcos holandeses, debido a las restricciones como la prohibición de fuegos abiertos, surgió una técnica para preparar café con agua fría. Esta técnica, combinada con la tradición japonesa de preparar té en frío, especialmente en Kioto, evolucionó hacia el método de café de goteo frío, precursor directo del moderno cold brew y la técnica de elaboración que nos caracteriza en Almanegra Café.

Desde nuestros inicios, el cold brew fue parte esencial de nuestra oferta, y con el tiempo, hemos perfeccionado nuestra técnica a través del método de goteo lento, que destaca por su elaboración con agua fría y una infusión por goteo que produce una bebida de textura tersa y un sabor característicamente dulce y meloso. No es sorpresa que esta bebida se haya convertido en una de las estrellas de Almanegra.

La historia del cold brew es rica y diversa. Comenzando con el "Camp Coffee" británico, ideado para los campos de batalla del siglo XIX, pasamos por reinterpretaciones cubanas de los años 30 y las adaptaciones estadounidenses de los 90's como The Toddy, inspirado en el método peruano de café con calcetín. Siguiendo esta línea, Blue Bottle retomó la inspiración del café helado al estilo de Nueva Orleans, mientras que Stumptown Coffee Roaster introdujo una verdadera innovación con su revolucionario nitro cold brew, al ser los primeros en infusionar café con nitrógeno.

El panorama del cold brew se enriqueció con la aparición del Bruer Cold Brew System. Creado por Gabe Herz y Andy Clark, este sistema combinó estética con funcionalidad. En Almanegra Café, rápidamente vimos su potencial. En 2014, adoptamos tanto el sistema Bruer como la técnica del goteo lento, estableciéndonos como pioneros en México en este ámbito.

Es importante resaltar que existen diversas técnicas para preparar cold brew. Una es el método de inmersión completa, que puede tomar de 12 a 48 horas y es el más común por su sencillez. Sin embargo, en Almanegra, hemos optado por el método de goteo lento, un proceso más rápido pero que requiere un sistema especial de preparación, como el Bruer. Esta elección no es casual: el goteo lento brinda a nuestros clientes una experiencia de sabor única, diferenciándonos de aquellos que optan por la inmersión completa.

Nuestro viaje con el cold brew ha sido emocionante y lleno de innovaciones. En 2016, introducimos el café nitro cold brew servido en draft en nuestra segunda sucursal y nos establecimos como distribuidores oficiales de Bruer en México. Al año siguiente, tuvimos el honor de presentar nuestra bebida en Shark Tank México, logrando introducirlo un año antes que gigantes como Starbucks y Nestlé en el mercado mexicanomostrando cómo la pasión y el amor por lo que haces pueden prevalecer.

Pero la evolución no se detuvo ahí. Para 2020, desarrollamos nuestro café carajillo, una mezcla perfecta para finalizar una comida o cena entre amigos y seres queridos. Combina Licor del 43, Cold Brew de Almanegra, un toque de cardamomo y esencia de jengibre. Y hoy, en 2023, podemos anunciar con orgullo que tenemos la capacidad de preparar 1,000 litros de cold brew cada semana, manteniendo el mismo proceso de goteo lento y control de calidad que nos ha caracterizado en la última década.

El cold brew, con su variedad de técnicas y sabores, simboliza una tradición global, una bebida que une generaciones y culturas. En Almanegra, nos enorgullece ser parte de esta rica historia y mirar con entusiasmo hacia el futuro del mundo del café. Estamos conscientes de la profunda veta colonial en la historia del café, pero hoy nos encontramos en un punto de inflexión. No deseamos ser meros espectadores de esta evolución; queremos ser protagonistas activos en la creación de una nueva narrativa para el café mexicano. Si bien respetamos y valoramos los ecos del pasado, es nuestra responsabilidad y privilegio reescribir la historia. Al igual que otros países productores de café, que antaño fueron mayormente proveedores, ahora nos alzamos como consumidores con voz y voto. Esta transición nos otorga una posición única: no solo heredamos tradiciones, sino que también somos forjadores de innovación. Por primera vez, poseemos la libertad y la capacidad de definir y moldear nuestros propios estilos y gustos, inaugurando un nuevo capítulo en la historia del café. Nos comprometemos a liderar este cambio, celebrando cada cold brew que servimos como un testimonio de la rica amalgama entre el pasado, presente y futuro del café mexicano.